Big Shot
Buscar
Buscar

NOTICIAS

Noticias

Big Shot

T-MEC entra en vigor. Foto: Getty Images

Adiós TLCAN, hola T-MEC: el inicio de una nueva era

México, Estados Unidos y Canadá inician un nuevo capítulo en la era del libre comercio con la entrada en vigor del T-MEC, el tratado comercial que sustituye al TLCAN, el cual fue crucial para la consolidación de diversos sectores en Norteamérica desde 1994.

En el marco de la pandemia de Covid-19 que ha obligado a cerrar las fronteras a las actividades no esenciales entre los tres países, este acuerdo comercial se ha convertido en una oportunidad crucial en una región que une a casi 500 millones de consumidores en un mercado único que comprende alrededor del 27% del Producto Interno Bruto (PIB) mundial, en una región donde el flujo comercial fue de 1.2 billones de dólares en 2019.

T-MEC, ¿la salvación ante la crisis?

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que el T-MEC “va a ser de mucha ayuda” para sacar al país de la crisis, a pesar de las advertencias del Fondo Monetario Internacional (FMI) que declaró recientemente que los beneficios de este pacto no lograrán compensar en los próximos dos años la contracción de la inversión y las afectaciones por la emergencia sanitaria.

La Secretaría de Economía aseguró que el acuerdo se trata de un “elemento central de la política comercial de México”, además de un instrumento que impulsa las relaciones entre los tres países.

Te recomendamos leer: Conoce la metodología de cata de un vino

En tanto el mandatario estadounidense, Donald Trump, destacó que el tratado de libre comercio (también llamado USMCA por su sigla en inglés) “rinde homenaje” y es una “tremenda victoria” para los trabajadores estadounidenses.

El republicano que busca la reelección este año dijo en un comunicado que el acuerdo es el “más grande, justo y equilibrado jamás negociado” y que contiene disposiciones “innovadoras” para hacer crecer la economía y apoyar los empleos en el país norteamericano.

Además, en el texto, difundido por la Casa Blanca, resaltó el efecto que el T-MEC tendrá para los fabricantes y trabajadores de la industria automotriz, para la agricultura de Estados Unidos, aludiendo a que “finalmente se dará un trato justo al trigo” cultivado en el país, y para el comercio digital, los servicios y las pequeñas empresas.

“Cientos de miles de trabajos se añadirán a la economía”, ha detallado Trump, al tiempo que ha expresado que Estados Unidos aprecia “los esfuerzos” de México y Canadá para asegurar que Norteamérica “fortalece su economía mientras lucha con la pandemia del coronavirus”.

Por último, ha recordado que, “para marcar este logro histórico”, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, visitará la Casa Blanca el miércoles 8 de julio.

Certidumbre en medio de la pandemia

El T-MEC establece un marco institucional que otorga certidumbre jurídica a los inversionistas, empresarios y consumidores en América del Norte, puesto que el acuerdo moderniza las reglas del comercio de bienes y servicios en la región.

El acuerdo también incluye la modernización del esquema de certificación y el procedimiento de verificación para hacerlo más expedito, lo que reforzará la competitividad de las empresas de América del Norte.

En lo que respecta a las facilidades comerciales, el texto incluye disposiciones que facilita y agilizan el movimiento y despacho de mercancías en las aduanas y la transparencia en los procedimientos administrativos, así como compromisos de coordinación entre los organismos que intervienen en los cruces fronterizos.

https://twitter.com/SE_mx/status/1278439890913562626

Asimismo, con el objetivo de fortalecer aún más la propiedad intelectual, el T-MEC contiene disciplinas en materia de derechos de autor, marcas indicaciones geográficas, patentes, protección de datos no divulgados, diseños industriales, secretos comerciales, esquema de limitación de responsabilidad de proveedores de servicios de Internet y disposiciones en materia de observación.

Entre los beneficios del T-MEC, México destaca que no solo busca una mayor integración económica entre los países de América del Norte, sino también incrementar el bienestar de la sociedad a través del libre comercio para todos los bienes originarios, por lo que las exportaciones mexicanas seguirán gozando de acceso preferencial, esto es, sin pago de aranceles, en los mercados de Estados Unidos y Canadá.

El tratado también incorpora medidas anticorrupción. Así, México se compromete a fortalecer su marco legal para combatir prácticas de corrupción que puedan afectar a los negocios del país.

“El T-MEC reconoce que la competitividad en la región es fundamental y busca incrementarla con iniciativas que promuevan una mayor participación de las pequeñas y medianas empresas en las cadenas de valor en la región, lo cual se reflejará en más y mejores empleos en nuestros países”, dijo la Secretaría de Economía este 1 de julio.

Con información de Europa Press.

Te invitamos a seguir Big Shot Magazine en Facebook y Twitter.

Canada, comercio digital, comercio exterior, Donald Trump, estados unidos, Justin Trudeau, T-MEC, TLCAN, USMCA

Scroll to top