Big Shot
Buscar
Buscar

MUNDO FIFÍ / SIBARITA

Mundo Fifí / Sibarita

Big Shot

A tan solo una hora de Edimburgo se encuentra la ciudad de Stirling, cuyo castillo es una de las atracciones más celebradas de Escocia. Foto: Getty Images

Escocia: cinco días de caravana

Por: Arda Luna

Escocia es un país ideal para recorrerlo en caravana. Sus paisajes, carreteras, parques e infraestructura abrazan al viajero con ánimo de aventura.

Día 1.  Stirling

A tan solo una hora de Edimburgo se encuentra la ciudad de Stirling, cuyo castillo es una de las atracciones más celebradas de Escocia. Construido en el siglo XV, antes de la unión con Inglaterra fue residencia real. Ahí coronaron nada menos que a María Estuardo en 1524.

Escocia es un país ideal para recorrerlo en caravana.

A tiro de piedra, el National Wallace Monument conmemora la vida y obra de uno de los mayores héroes escoceses: sir William Wallace. El magnífico monumento cuenta con una sala de armas, una sala de héroes y una cámara real, donde conocerás parte de la historia profunda de esta nación.

Hospédate en el Witches Craig Caravan & Camping Park y cierra el día con una buena cerveza en el pub local.

Stirling

Día 2. El Lago Ness y Fort Augustus

Dos horas de trayecto te separan del misterioso Loch Ness, uno de los lagos más grandes y famosos de Escocia, en buena medida gracias a ese alusivo monstruo conocido por los locales como Nessie.

Dos horas de trayecto te separan del misterioso Loch Ness. Foto: Getty Images

El lago está rodeado de hermosos pueblitos y, hacia el oeste, se encuentra el castillo de Urquhart, que protagonizó momentos dramáticos de la historia escocesa.

Te recomendamos: 4 libros imprescindibles sobre deportes

Esta zona es ideal para caminar y contemplar los impresionantes bosques. Ya que estás por ahí, no dejes de visitar la antigua fortaleza romana de Augusto, una pequeña localidad de apenas 700 habitantes con inmejorables panorámicas del lago, donde puedes rentar un paseo en bote y comer la mejor hamburguesa de venado en la brasserie del hotel boutique The Lovat.

Para la noche, el Loch Ness Shores Camping and Caravanning Club Site ofrece servicio 5 estrellas.

Día 3. Ben Nevis

Ben Nevis es el pico más alto de Escocia y ejemplifica de maravilla el espíritu de las tierras altas. Es un paraíso para los senderistas, con rutas de diversa dificultad que te llevarán hasta el corazón de Escocia.

La localidad más cercana es Fort Williams, un hermoso pueblo que cuenta con su propia destilería, la escalera de Neptuno (joya de la ingeniería naval), una nada despreciable oferta gastronómica Entre mayo y octubre, alberga la ruta del famoso tren de vapor jacobita, mejor conocido como el Hogwart’s Express de Harry Potter.

Aparta lugar en el Glen Nevis Caravan & Parking Park, ubicado a los pies de la montaña. Desde ahí puedes emprender tus expediciones y descansar en un paraje inmejorable.

Días 4-5. Inverness

Aquí vale la pena pasar un par de días y explorar los alrededores con calma.

Una ciudad cosmopolita, capital las tierras altas. Jardines botánicos, sitios históricos, restaurantes, tiendas y hasta un mercado victoriano.

Aquí vale la pena pasar un par de días y explorar los alrededores con calma. Dedica uno a disfrutar de la ciudad y otro a conocer la villa de Foyers y sus cascadas.

Cerca de la localidad de Kingussie se encuentra la pequeña boutique Speyside Distillery, ideal para los amantes del whisky. En este precioso establecimiento se destilan algunos de los mejores single malt del mundo, difíciles de encontrar fuera de Escocia debido a su limitada producción.

Cerca de Inverness existen diversos parques para disfrutar la tarde Edimburgo está a tres horas, así que planea bien tu regreso.

Te invitamos a seguir BigShot Magazine en Facebook y Twitter.

Escocia, Europa, Recomendado, turismo, turistas, viajeros


Big Shot Magazine

Big Shot Magazine - No es para todos

LO MÁS LEÍDO
Scroll to top