Big Shot
Buscar
Buscar

MUNDO FIFÍ / CULTURA

Mundo Fifí / Cultura

Big Shot

La peste. Foto: Pixabay

Libros en tiempos de cuarentena: La peste

“El gran interés de La peste es que insiste en la posibilidad de que lo mejor de los seres humanos, y no solamente lo peor, puede manifestarse cuando nos enfrentamos a la adversidad”.

En 1947 fue publicada La peste, una de las grandes novelas del filósofo existencialista, Albert Camus, que hoy en día se ha convertido en una de las lecturas con mayor demanda debido a los tiempos de pandemia.

Y, es que en La peste, el autor relata lo que se vive en una pequeña ciudad de argelina de Orán, a mediados del siglo XX. Cuando un día ordinario se convierte en incertidumbre y miedo, con miles de muertos y la ciudad es puesta en cuarentena. Seguro que al igual que yo, estás pensando en estos tiempos de pandemia.

“Cuando estalla una guerra, la gente dice: esto no puede durar, es demasiado estúpido. Y , sin duda, cualquier guerra es ciertamente demasiado estúpida, pero eso no impide que dure. Lo mismo pasa con las plagas, no están hechas a la medida del hombre, por lo tanto, el hombre cree que la plaga es irreal, que es una pesadilla que pasará”.

La peste es una clara representación de cómo un virus incontrolable se adhiere a cualquier ser humano, sin importar edad, sexo, raza, religión y estatus económico ¿Quién estaría preparado para una situación así? El miedo e incertidumbre paraliza al humano y es entonces, cuando sale lo peor o lo mejor de cada persona.

Te recomendamos leer.- Libros en tiempos de cuarentena: El amor en los tiempos del cólera

La enfermedad se vuelve una metáfora de la vida misma, algunos optan por no creer, otros ayudan sin importar estar expuestos al contagio y otros más se refugian en sus hogares hasta que esto pase; ya que el mal de La peste puede estar en cualquier persona. ¿Terrorífico, no crees? 

La ciudad en cuarentena con sus muros cerrados representa la imposibilidad de escapar de la propia realidad, de un mal que se va expandiendo y al que además, no se le ve fin. En esta transición podemos ver personajes: solidarios, egoístas, pasivos, sin amor propio y otros más, con generosidad excesiva. Será porque la grandeza del ser humano reside en su capacidad de amar, no en su ambición personal.

“En medio del exilio general, el tiempo producía en ellos, como en todos los demás, la angustia propia, sufrían también la presión del espacio y se estrellaban continuamente contra las paredes que aislaban aquel refugio apestado de su patria perdida”.

Camus nos relata una vida encarcelada en ella misma, donde el ser humano lucha contra su propia naturaleza. Y, es entonces cuando se cuestiona ¿de qué sirven los bienes materiales acumulados y la representación de la riqueza?

“La prosperidad material siempre parece una meta más razonable que la búsqueda de la excelencia moral” .

Aunque todos estemos expuestos, siempre hay un punto esperanzador en que todo termine y en que aflore lo mejor del ser humano. Nunca habrá algo bueno ante el dolor y el sufrimiento, pero indudablemente estas situaciones nos orillan a reflexionar sobre esas ideas postergadas, situaciones inconclusas y lo más esencial, la importancia de nuestra estabilidad emocional ante un contexto caótico y desenfrenado. 

Nadie está preparado para una guerra o pandemia, la humanidad siempre vive de manera acelerada, acumulando riquezas y envuelta en un capitalismo cada vez más salvaje y absorbente. Todas las victorias del ser humano siempre serán provisionales.

El bacilo de la peste no muere ni desaparece jamás, puede permanecer durante decenios dormido en los muebles, en la ropa, que espera pacientemente en las alcobas, en las bodegas, en las maletas, los pañuelos y los papeles, y que puede llegar un día en que la peste, para desgracia y enseñanza de los hombres, despierte a sus ratas y las mande a morir en una ciudad dichosa”. 

Te invitamos a seguir Big Shot Magazine en FacebookTwitter y LinkedIn.

Albert Camus, confinamiento, libros, Libros en tiempos de cuarentena, literatura, nobel, premio nobel, premio nobel de literatura, Quédate en casa, recomendaciones de libros, Recomendado

Scroll to top